viernes, 14 de diciembre de 2007

Problema Amule y Ubuntu 7.10

Hace poco instale el Amule 2.1.3 en Ubuntu 7.10 (Gutsy Gibbon) pero cada vez que le daba click para que busque los servidores se me cerraba de la nada.

Para solucionar este problema hay que hacer lo siguiente:

En la sección Redes de Amule en la pestaña ED2K cambiamos esta dirección de servidor "http://ocbmaurice.dyns.net/pl/slist.pl?download/server-best.met" por esta otra:

http://www.gruk.org/server.met 

Y luego en la pestaña Kad cambiamos esta dirección "http://download.overnet2000.de/nodes.dat" por esta otra:

http://www.emule-inside.net/nodes.dat 


Luego le das click en el botón play y listo con esto debería funcionarte.

jueves, 13 de diciembre de 2007

Problemas con el Arranque de Ubuntu 7.10

Si llegas a tener algún problema cone arranque de Ubuntu 7.10, haz lo siguente:

1) Editar el archivo /etc/usplash.conf
Código:
$ sudo gedit /etc/usplash.conf

2) Cambiar los valores que traen xres (1280) e yres (1024) por 1200 y 800 respectivamente.
El archivo debe quedar así:
Código:
# Usplash configuration file
xres=1200
yres=800


3) Reconfiguro usplash:

Código:
$ sudo dpkg-reconfigure usplash

4) Reinicio y el problema desaparece.

Menos mal que existe una gran comunidad donde todos podemos aprender.

martes, 16 de octubre de 2007

Carta abierta a Ernesto Che Guevara


“Déjeme decirle, aún a costa de parecer ridículo, que el verdadero revolucionario está guiado por sentimientos de amor. Es imposible pensar en un auténtico revolucionario sin esta cualidad”.
Frei Betto (Para Kaos en la Red) [09.10.2007 11:32]

Querido Che:

Ya han pasado cuarenta años desde que la CIA te asesinó en la selva de Bolivia, el 8 de octubre de 1967. Tenías entonces 39 años. Pensaban tus verdugos que, al meterte balas en tu cuerpo, después de haberte capturado vivo, condenarían al olvido tu memoria. Ignoraban que, al contrario de los egoístas, los altruistas nunca mueren. Los sueños libertarios no quedan confinados en jaulas cual pájaros domesticados. La estrella de tu boina brilla más fuerte, la fuerza de tus ojos guía a generaciones por las rutas de la justicia, tu semblante sereno y firme inspira confianza a quienes combaten por la libertad. Tu espíritu trasciende las fronteras de Argentina, de Cuba y de Bolivia y, cual llama ardiente, inflama aún hoy el corazón de muchos revolucionarios.

En estos cuarenta años ha habido cambios radicales. Cayó el muro de Berlín y sepultó al socialismo europeo. Muchos de nosotros sólo ahora comprenden tu osadía al señalar, en Argel en 1962, las grietas en las murallas del Kremlin, que nos parecían tan sólidas. La historia es un río veloz que no ahorra obstáculos. El socialismo europeo trató de detener las aguas del río con el burocratismo, el autoritarismo, la incapacidad para llevar a la vida cotidiana el avance tecnológico derivado de la carrera espacial y, sobre todo, se revistió de una racionalidad economicista que no hincaba sus raíces en la educación subjetiva de los sujetos históricos: los trabajadores.

Quién sabe si la historia del socialismo no sería distinta hoy si hubieran prestado oído a tus palabras: “El Estado se equivoca a veces. Cuando sucede una de esas equivocaciones se percibe una disminución del entusiasmo colectivo debido a una reducción cuantitativa de cada uno de los elementos que lo forman, y el trabajo se paraliza hasta quedar reducido a magnitudes insignificantes: es el momento de rectificar”.

Che, muchos de tus recelos se han confirmado a lo largo de estos años y han contribuido al fracaso de nuestros movimientos de liberación. No te escuchamos lo suficiente. Desde África, en 1965, le escribiste a Carlos Quijano, del periódico Marcha de Montevideo: “Déjeme decirle, aún a costa de parecer ridículo, que el verdadero revolucionario está guiado por sentimientos de amor. Es imposible pensar en un auténtico revolucionario sin esta cualidad”.

Esta advertencia coincide con lo que el apóstol Juan, exiliado en la isla de Patmos, escribió en el Apocalipsis hace dos mil años, en nombre del Señor, a la Iglesia de Éfeso: “Conozco tu conducta, el esfuerzo y la perseverancia. Sé que no soportas a los malos. Aparecieron algunos diciendo que eran apóstoles. Tú los probaste y descubriste que no lo eran. Eran mentirosos. Ustedes han sido perseverantes. Sufrieron por causa de mi nombre y no se desanimaron. Pero hay una cosa que repruebo en ti: abandonaste el primer amor” (2, 2-4).

Algunos de nosotros, Che, abandonaron el amor a los pobres, que hoy se multiplican en la Patria Grande latinoamericana y en el mundo. Dejaron de guiarse por grandes sentimientos de amor para ser absorbidos por estériles disputas partidarias y, a veces, hacen de los amigos, enemigos, y de los verdaderos enemigos, aliados. Corroídos por la vanidad y por la disputa de espacios políticos, ya no tienen el corazón encendido por ideas de justicia. Permanecieron sordos a los clamores del pueblo, perdieron la humildad del trabajo de base y ahora cambian utopías por votos.

Cuando el amor se enfría el entusiasmo se apaga y la dedicación se retrae. La causa como pasión desaparece, como el romance entre una pareja que ya no se ama. Lo que era ‘nuestro' resuena como ‘mío' y las seducciones del capitalismo reblandecen los principios, cambian los valores y si todavía proseguimos en la lucha es porque la estética del poder ejerce mayor fascinación que la ética del servicio.

Tu corazón, Che, latía al ritmo de todos los pueblos oprimidos y expoliados. Peregrinaste desde Argentina a Guatemala, de Guatemala a México, de México a Cuba, de Cuba al Congo, del Congo a Bolivia. Todo el tiempo saliste de ti mismo, encendido de amor, que en tu vida se traducía en liberación. Por eso podías afirmar con autoridad que “es preciso tener una gran dosis de humanidad, de sentido de justicia y de verdad, para no caer en extremos dogmáticos, en escolasticismos fríos, en aislamiento de las masas. Es necesario luchar todos los días para que ese amor a la humanidad viva se transforme en hechos concretos, en gestos que sirvan de ejemplo, de movilización”.

Cuántas veces, Che, nuestra dosis de humanidad se ha resecado, calcinada por dogmatismos que nos hincharon de certezas y nos dejaron vacíos de sensibilidad para con los dramas de los condenados de la Tierra. Cuántas veces nuestro sentido de justicia se perdió en escolasticismos fríos que proferían sentencias implacables y proclamaban juicios infamantes. Cuántas veces nuestro sentido de verdad cristalizó en el ejercicio de autoridad, sin que correspondiésemos a los anhelos de quienes sueñan con un trozo de pan, de tierra y de alegría.

Tú nos enseñaste un día que el ser humano es el “actor de ese extraño y apasionante drama que es la construcción del socialismo, en su doble existencia de ser único y miembro de la comunidad”. Y que éste no es “un producto acabado. Los defectos del pasado se trasladan al presente en la conciencia individual y hay que emprender un continuo trabajo para erradicarlos”. Quizá nos ha faltado destacar con más énfasis los valores morales, las emulaciones subjetivas, los anhelos espirituales. Con tu agudo sentido crítico cuidaste de advertirnos que “el socialismo es joven y tiene errores. Los revolucionarios carecen muchas veces de conocimientos y de la audacia intelectual necesarios para enfrentar la tarea del desarrollo del hombre nuevo por métodos distintos de los convencionales, pues los métodos convencionales sufren la influencia de la sociedad que los creó”.

A pesar de tantas derrotas y errores, hemos tenido conquistas importantes a lo largo de estos cuarenta años. Los movimientos populares han irrumpido en todo el Continente. Hoy en muchos países están mejor organizados los campesinos, las mujeres, los obreros, los indios y los negros. Entre los cristianos, una parte significativa ha optado por los pobres y engendró la Teología de la Liberación. Hemos sacado considerables lecciones de las guerrillas urbanas de los años 60; de la breve gestión popular de Salvador Allende; del gobierno democrático de Maurice Bishop, en Granada, masacrado por las tropas de los Estados Unidos; de la ascensión y la caída de la Revolución Sandinista ; de la lucha del pueblo de El Salvador. En México los zapatistas de Chiapas ponen al desnudo la política neoliberal y se propaga por América Latina la primavera democrática, con los electores repudiando a las viejas oligarquías y eligiendo a aquellos que son a su imagen y semejanza: Lula, Chaves, Morales, Correa, Ortega, etc.

Falta mucho por hacer, querido Che. Pero conservamos con cariño tus herencias mayores: el espíritu internacionalista y la revolución cubana. Una y otra cosa se presentan hoy como un solo símbolo. Comandada por Fidel, la Revolución cubana resiste al bloqueo imperialista, la caída de la Unión Soviética, la carencia de petróleo, los medios de comunicación que pretenden satanizarla. Resiste con toda su riqueza de amor y de humor, salsa y merengue, defensa de la patria y valoración de la vida. Atenta a tu voz, ella desencadena un proceso de rectificación, consciente de los errores cometidos y empeñada, a pesar de las dificultades actuales, en hacer realidad el sueño de una sociedad donde la libertad de uno sea la condición de justicia del otro.

Desde donde estás, Che, bendícenos a todos nosotros los que comulgamos en tus ideales y tus esperanzas. Bendice también a los que se cansaron, se aburguesaron o hicieron de la lucha una profesión en su propio beneficio. Bendice a los que tienen vergüenza de confesarse de izquierda y de declararse socialistas. Bendice a los dirigentes políticos que, una vez destituidos de sus cargos, nunca más visitaron una favela ni apoyaron una movilización. Bendice a las mujeres que, en casa, descubrieron que sus compañeros eran lo contrario de lo que ostentaban fuera, y también a los hombres que luchan por vencer el machismo que los domina. Bendícenos a todos nosotros los que, ante tanta miseria que siega vidas humanas, sabemos que no nos queda otra vocación más que la de convertir corazones y mentes, revolucionar sociedades y continentes. Sobre todo bendícenos para que, todos los días, estemos motivados por grandes sentimientos de amor, de modo que podamos recoger el fruto del hombre y la mujer nuevos.

(Las citas del Che tienen como fuente el texto El socialismo y el hombre en Cuba, publicado en “Ernesto Che Guevara, escritos y discursos”, Editorial de Ciencias Sociales, La Habana, 1977, pp 253-272)

El escritor brasileño Frei Betto es un fraile dominico conocido internacionalmente como teólogo de la liberación. Autor de 53 libros de diversos géneros literarios -novela, ensayo, policial, memorias, infantiles y juveniles y de temas religiosos- en dos ocasiones, en 1985 y en el 2005, fue premiado con el Jabuti, el premio literario más importante del país. En 1986 fue elegido Intelectual del año por la Unión Brasileña de Escritores. Asesor de movimientos sociales como las Comunidades Eclesiales de Base y el Movimiento de Trabajadores Rurales sin Tierra, participa activamente en la vida política del Brasil en los últimos 45 años. En los años 2003 y 2004 fue asesor especial del Presidente Luiz Inácio Lula da Silva y coordinador de Movilización Social del Programa Hambre Cero.

www.elortiba.org

Buenos Aires - Argentina


domingo, 30 de septiembre de 2007

Elección de Vocera y Comisionados

Batallon Socialista 85A Sector Baruta Estado Miranda

Vocera : María Isabel Salazar Corro
Vocero suplente : Roberto Ramos
Comisionado Ideología y Política : Gonzalo Gil
Comisionada de Organización y Logística : Elda Moncada
Comisionado de Propaganda : Agustín Amaríz
Comisionado de Trabajo Social : Carmen Ortega
Comisionado de Defensa Territorial : Claudio Scheuermann

jueves, 9 de agosto de 2007

La pura Verdad!

"Exposición del Cacique Guaicaipuro Cuatemoc ante la reunión de Jefes de Estado de la Comunidad Europea (08/02/2002).

Con lenguaje simple, que era trasmitido en traducción simultánea a más de un centenar de Jefes de Estado y dignatarios de la Comunidad Europea, el Cacique Guaicaipuro Cuatemoc logró inquietar a su audiencia cuando dijo:

Aquí pues yo, Guaicaipuro Cuatemoc, he venido a encontrar a los que celebran el encuentro.

Aquí pues yo, descendiente de los que poblaron la América hace cuarenta mil años, he venido a encontrar a los que la encontraron hace solo quinientos años.

Aquí pues, nos encontramos todos. Sabemos lo que somos, y es bastante. Nunca tendremos otra cosa.

El hermano aduanero europeo me pide papel escrito con visa para poder descubrir a los que me descubrieron.

El hermano usurero europeo me pide pago de una deuda contraída por Judas, a quien nunca autoricé a venderme.

El hermano leguleyo europeo me explica que toda deuda se paga con intereses aunque sea vendiendo seres humano y países enteros sin pedirles consentimiento.

Yo los voy descubriendo. También yo puedo reclamar pagos y también puedo reclamar intereses.

Consta en el Archivo de Indias, papel sobre papel, recibo sobre recibo y firma sobre firma, que solamente entre el año 1503 y 1660, llegaron a San Lucas de Barrameda, 185 mil kilos de oro y 16 millones de kilos de plata provenientes de América.

¿Saqueo? ¡No lo creyera yo! Porque sería pensar que los hermanos cristianos faltaron a su Séptimo Mandamiento.

¿Expoliación? ¡Guárdeme Tanatzin de figurarme que los europeos, como Caín, matan y niegan la sangre de su hermano!

¿Genocidio? Eso sería dar crédito a los calumniadores, como Bartolomé de las Casas, que califican al encuentro como de destrucción de las Indias. O a ultrosos como Arturo Uslar Pietri, que afirma que el arranque del capitalismo y la actual civilización europea se deben a la inundación de metales preciosos.

¡No! Esos 185 mil kilos de oro y 16 millones de kilos de plata deben ser considerados como el primero de muchos otros préstamos amigables de América, destinados al desarrollo de Europa. Lo contrario sería presumir la existencia de crímenes de guerra, lo que daría derecho no sólo a exigir la devolución inmediata, sino la indemnización por daños y perjuicios.

Yo, Guaicaipuro Cuatemoc, prefiero pensar en la menos ofensiva de estas hipótesis.

Tan fabulosa exportación de capitales no fueron más que el inicio de un plan MARSHALLTESUMA, para garantizar la reconstrucción de la bárbara Europa, arruinada por sus deplorables guerras contra los cultos musulmanes, creadores del álgebra, la poligamia, el baño cotidiano y otros logros superiores de la civilización.

Por eso, al celebrar el Quinto Centenario del Empréstito, podremos preguntarnos:

¿Han hecho los hermanos europeos un uso racional, responsable o por lo menos productivo de los fondos tan generosamente adelantados por el Fondo Indoamericano Internacional? Deploramos decir que no.

En lo estratégico, lo dilapidaron en las batallas de Lepanto, en armadas invencibles, en terceros reichs y otras formas de exterminio mutuo, sin otro destino que terminar ocupados por las tropas gringas de la OTAN, como en Panamá, pero sin canal.

En lo financiero, han sido incapaces, después de una moratoria de 500 años, tanto de cancelar el capital y sus intereses, cuanto de independizarse de las rentas líquidas, las materias primas y la energía barata que les exporta y provee todo el Tercer Mundo.

Este deplorable cuadro corrobora la afirmación de Milton Friedman según la cual una economía subsidiada jamás puede funcionar y nos obliga a reclamarles, para su propio bien, el pago del capital y los intereses que, tan generosamente hemos demorado todos estos siglos en cobrar.

Al decir esto, aclaramos que no nos rebajaremos a cobrarle a nuestro hermanos europeos las viles y sanguinarias tasas del 20 y hasta el 30 por ciento de interés, que los hermanos europeos le cobran a los pueblos del Tercer Mundo.

Nos limitaremos a exigir la devolución de los metales preciosos adelantados, más el módico interés fijo del 10 por ciento, acumulado solo durante los últimos 300 años, con 200 años de gracia.

Sobre esta base, y aplicando la fórmula europea del interés compuesto, informamos a los descubridores que nos deben, como primer pago de su deuda,una masa de 185 mil kilos de oro y 16 millones de plata, ambas cifras elevadas a la potencia de 300.

Es decir, un número para cuya expresión total, serían necesarias más de 300 cifras, y que supera ampliamente el peso total del planeta Tierra.

Muy pesadas son esas moles de oro y plata. ¿Cuánto pesarían, calculadas en sangre?

Aducir que Europa, en medio milenio, no ha podido generar riquezas suficientes para cancelar ese módico interés, sería tanto como admitir su absoluto fracaso financiero y/o la demencial irracionalidad de los supuestos del capitalismo. Tales cuestiones metafísicas, desde luego, no nos inquietan a los indoamericanos.

Pero sí exigimos la firma de una Carta de Intención que discipline a los pueblos deudores del Viejo Continente, y que los obligue a cumplir su compromiso mediante una pronta privatización o reconversión de Europa, que les permita entregárnosla entera, como primer pago de la deuda histórica..."

viernes, 20 de abril de 2007

Los Gringos quieren crear un nuevo Internet

Se busca financiación adicional del Congreso para hacer “borrón y cuenta nueva”
Científicos usamericanos quieren desembarazarse de la red de internet
Por: Steve Watson/Global Research-Taducción de Manuel Talens
Fecha de publicación: 20/04/2007

Investigadores usamericanos financiados por el gobierno federal quieren eliminar la red de internet y volver a empezar desde cero, y ello con la excusa de que ésta presenta lagunas en su sistema que impiden rastrear y encontrar a los usuarios en todo momento.

La revista Time ha dado a conocer que algunas fundaciones y universidades, entre ellas Rutgers, Stanford, Princeton, Carnegie Mellon y el Massachusetts Institute of Technology, están desarrollando proyectos individuales, en paralelo con el Departamento de Defensa, con el objetivo de eliminar la actual red de internet y reemplazarla por una nueva que sea del agrado de las grandes compañías y del gobierno: “Sin embargo, la reconstrucción deberá tener en cuenta los intereses de diversos grupos de interés. La primera vez, los investigadores pudieron trabajar tranquilamente en sus laboratorios, pero ahora la industria está teniendo un papel más importante y la Seguridad del Estado dará a conocer sus necesidades de escuchas telefónicas. No hay indicios de que ya se estén entrometiendo, pero una vez que las investigaciones empiecen a ser prometedoras, ‘algunos exigirán personarse en los laboratorios’, dijo Jonathan Zittrain, profesor afiliado de Derecho en las universidades de Oxford y Harvard. ‘Vestirán chaqueta y corbata y abarrotarán los locales’.”

Estos proyectos son similares a otros anteriores ya señalados que buscaban poner freno a la neutralidad de la red de internet e incluso designar una nueva forma de internet conocida como Internet 2.

Esta nueva red sería un equivalente de elite, más rápido y aerodinámico, disponible para los usuarios que estén dispuestos a pagar más dinero por un servicio mejor. Los servidores permitirían que los sitios web dispusiesen de un sistema continuo de audio y vídeo únicamente si fuesen elegibles para Internet 2.

Por supuesto, Internet 2 estaría extraordinariamente regulado y una Comisión Federal de Comunicaciones o el propio gobierno aceptarían solamente “contenidos apropiados”. El resto, es decir, los desperdicios, quedaría relegado a la red “lenta” de internet. Nuestros dirigentes tecnológicos se complacen en hacernos creer que la red de internet actual está ya muerta.

Google es sólo una de las compañías muy importantes que se están ya preparando para Internet 2 con la puesta a punto de cientos de “ranchos servidores” a través de los cuales circularán y quedarán almacenados todos nuestros datos personales: correo electrónico, documentos, fotografías, música, películas.

Sin embargo, los expertos dicen que los actuales proyectos de “borrón y cuenta nueva” llegan incluso más lejos que los proyectos Internet 2 y National LambdaRail, ambos centrados principalmente en las necesidades de velocidad de la siguiente generación.

Tales proyectos de “borrón y cuenta nueva”, junto con las cuantiosas leyes de retención de datos que se están implementando en el ámbito mundial, podrían representar una considerable amenaza para la libertad de la actual red de internet. Las directrices de la Unión Europea y las propuestas de USA para la retención de datos pueden significar que cualquier blog o sitio web tendrían que cumplir con los nuevos reglamentos y de la noche a la mañana la regulación absoluta de la red sería una realidad.

En meses recientes, numerosas instancias del establishment han incrementado la propaganda destinada a demonizar la red de internet y encarrilarla por una vía de estricto control:

1. En una muestra de coincidencia táctica, tanto el Partido Demócrata como el Republicano han hecho un llamamiento para que los servidores de internet ejerzan un control absoluto y obligatorio sobre todos los ciudadanos de USA.

2. El senador republicano John McCain presentó recientemente un proyecto de ley que sancionaría a los blogs con multas de hasta 300.000 dólares por declaraciones ofensivas, fotos y vídeos enviados por visitantes en su página de comentarios. Es conocida la aversión que siente McCain por sus críticos de la blogosfera, lo cual crea un claro conflicto de intereses ante cualquier propuesta por su parte de restringir blogs.

3. Durante una aparición con su esposa Barbara en Fox News el pasado noviembre, George Bush padre atacó violentamente a los blogueros de internet por crear un “ambiente malsano y de confrontación”.

4. La estrategia recientemente desclasificada de la Casa Blanca para “ganar la guerra contra el terror” toma como objetivo las teorías conspiratorias que circulan en internet como vivero de terroristas y amenaza con “disminuir” su influencia.

5. El Pentágono anunció recientemente los esfuerzos que hace por infiltrarse en la red de internet y difundir propaganda de la guerra contra el terror.

6. Michael Chertoff, director de Seguridad Nacional, durante un discurso en octubre pasado calificó la Red de “campo de entrenamiento de terroristas” a través del cual “personas desafectas que viven en USA” están desarrollando ideologías “radicales y habilidades potencialmente violentas”. Su solución es la puesta a punto de “centros de fusión de inteligencia”, con personal de la Seguridad Nacional, que entrarán en funciones el próximo año.

7. El gobierno de USA quiere forzar a los blogueros y a los activistas internéticos a que se registren e informen regularmente al Congreso sobre sus actividades. En caso de no acatamiento podrían ser condenados a sentencias de hasta un año de cárcel.

8. Un importante caso judicial iniciado por la Recording Industry Association de USA y otras organizaciones comerciales globales, que ha recibido el apoyo del gobierno usamericano, trata de criminalizar cualquier clase de intercambio de archivos de internet (file sharing) como una violación de los derechos de autor, con el fin de eliminar eficazmente la Red.

9. Una importante sentencia judicial en Sydney es la que más lejos ha llegado en su intento de destruir la red de internet y acabar con los sitios web alternativos y blogs al crear el precedente de que el solo hecho de vincularse a otros sitios web constituye una violación de los derechos de autor y un acto de piratería.

10. La Unión Europea, encabezada por el antiguo estalinista y potencial futuro primer ministro británico John Reid, también ha jurado desconectar a los “terroristas” que utilizan la red de internet para difundir propaganda.

11. El proyecto de ley de retención de datos de la UE, aprobado el año pasado después de mucha controversia y que entrará en vigor a finales de 2007, obliga a los operadores de telefonía y a los servidores de internet a conservar al menos durante seis meses la información sobre quién llamó a quién y quién envió correos electrónicos a quién. Bajo esta ley, los investigadores de cualquier país de la UE, y sorprendentemente incluso de USA, pueden acceder a los datos de ciudadanos europeos sobre llamadas telefónicas, mensajes SMS, correos electrónicos y servicios de mensajería instantánea.

12. La EU también ha propuesto una ley que impediría a los usuarios subir a la Red cualquier forma del vídeo si no tienen licencia.

13. Según la revista New Scientist, el gobierno de USA también está financiando la investigación sobre sitios web de redes sociales y sobre cómo acumular y conservar los datos personales divulgados en ellos. “Al mismo tiempo, los legisladores usamericanos están intentando obligar a las redes sociales a que controlen por sí mismas la cantidad y la clase de información que la gente, y en particular los niños, pueden subir a sus sitios web”.

Se nos está haciendo creer que una enorme legión de maníacos pederastas o terroristas andan sueltos y que debemos sacrificar cualquier forma de privacidad para detenerlos. Esto equivale a decir que el uso de cámaras de circuito cerrado de televisión previene la criminalidad. Es como si dijésemos que “si filmamos a todos en todo momento, incluso a quienes son inocentes, no se cometerá ningún crimen”.

Cada vez observamos esto con mayor frecuencia en todos los aspectos de nuestras vidas, la grabación, el rastreo y la conservación de nuestros datos en nombre de la seguridad de todos. Ahora todos son culpables hasta que demuestren que son inocentes.

No nos equivoquemos, la red de internet, uno de los reductos más importantes de la libertad de expresión que jamás se haya creado, sufre el ataque continuo de individuos poderosos incapaces de funcionar en una sociedad donde la información circula libremente y sin obstáculos. Estos hechos, tanto de usamericanos como de europeos, son una copia exacta de las historias que escuchamos de continuo sobre la China Comunista, donde la red de internet está estrictamente regulada y funciona prácticamente al margen del resto del mundo.

La red de internet es el mejor amigo de la libertad y una pesadilla para los censores. Su erradicación es uno de los objetivos a corto plazo de aquellos que tratan de centralizar el poder y subyugar a sus poblaciones bajo una prisión de vigilancia universal, ya sea en la China Comunista, en la Usamérica conservadora o en la neofascista Unión Europea.

Fuente: www.globalresearch.ca/index.php?context=viewArticle&code=WAT20070418&articleId=5423

El novelista y traductor español Manuel Talens es miembro de Cubadebate, Rebelión y Tlaxcala

viernes, 16 de marzo de 2007